domingo, 25 de septiembre de 2011

Sólo amándote



¡Sólo amándote conseguimos hoy
la fuente de gracia divina;
nos dedicaremos todos hermanos
a servirte, Ma Argentina!


¡Siempre despierta nuestra Ma Argentina!


¡En los corazones argentinos
sólo tu reinas;
eres allí la querida soberana!

¡Siempre despierta nuestra Ma Argentina!

¡Buscando en todos lados
la fraternidad, la paz, y la armonía;
encontramos todo amándote,
sirviéndote a ti Ma Argentina!

¡Siempre despierta nuestra Ma Argentina!